Mercedes-Benz CLS 63 AMG Shooting Brake

La firma alemana esta realizando su versión masss potente para la Mercedes CLS Shooting Brake. Con características deportivas para el modelo familiar, nada menos que preparada por el departamento especializado de AMG.




La Mercedes CLS 63 AMG Shooting Brake se pondrá en los concesionarios como modelo 2013 a partir de Octubre de este año. Lista para viajar con toda la familia sin renunciar a la deportividad, al lujo o a al diseño, como sus tres características fundamentales.

Para hacer hincapié en su diseño que la expone con las mismas características y dimensiones de un modelo coupé (por muchas puertas que tenga). Planteando la deportividad, por su línea y por sus masss de 500 CV de potencia, y que expone el lujo por detalles como el porta equipaje rematado en madera de teca.


Heredando el V8 de 5.5 litros bi-turbo, que monta su similar con carrocería de berlina coupé. Entregando una potencia de 525 CV, la cual puede ascender hasta los 557 caballos con un par de 700 Nm (que como la potencia puede incrementarse hasta los 800 Nm).




Dirigida mediante una caja de cambios deportiva con 7 relaciones AMG “Speedshift MCT”.
Su velocidad máxima queda limitada electrónicamente a 250 km/h, logrando alcanzar el 0 a 100 km/h en 4. 4 segundos en el caso de la versión de 525 CV, y en una décima menos, 4.3 segundos, con los 557 CV. Para homologar un consumo de 10.1 L/100 km, gracias a su tecnología “Start&Stop” y modo “EC”,) con unas emisiones de CO2 de 235 g/km.


Para su mecánica se dispone de la suspensión deportiva AMG “Ride Control”, pudiéndose configurar en tres modos, Confort, Sport y Sport Plus, al igual que el “ESP”, configurable en tres etapas que regulan su intervención. Con sus ejes masss anchos y con una mayor caída negativa en el caso del tren trasero se asegura de aportar un extra de estabilidad.

Opcionalmente se puede recurrir a unos frenos cerámicos de 360 mm. Sin pasar por alto las ruedas de aleación en 19 pulgadas, con dimensiones de 255/35 para el eje delantero y 285/30 en el trasero.


Para su diseño exterior se implanta un kit de carrocería AMG que incluye un nuevo frontal, parrilla y cubierta del motor. Los laterales se ensanchan, además de dejarnos claro ante qué modelo estamos con la inscripción de “V8 Bi-turbo”. Su zaga tambien recibe una nueva facia que integra el difusor con las dobles salidas de escape a ambos lados.


En el habitáculo de la Mercedes-Benz CLS 63 AMG Shooting Brakenos encontramos con asientos deportivos en cuero nappa, detalles en negro piano o en fibra de carbono, y un toque de elegancia clásica con el reloj analógico. No pueden faltar tampoco los instrumentos firmados por AMG, así como la palanca selectora firmada también por el departamento deportivo de Mercedes o una iluminación específica y para los entusiastas del sonido (opcionalmente, un equipo Bang & Olufsen con 14 altavoces y 1.200 watts).

Con motivo del inicio de su comercialización, Mercedes pondrá a disposición de los clientes una edición especial del CLS 63 AMG Shooting Brake, como Edition 1, que llegará con una potencia de 557 caballos y los 800 Nm de par antes mencionados, así como una tapicería y alfombras específicas.

Publicado por:
Jesus Agustin