Mercedes V63 AMG VÄTH

Como si no fuera suficiente potencia y estética radical VÄTH presenta su kit de personalización para el Mercedes-Benz C63 AMG Coupe. El cual denomina como Mercedes V63 AMG.



Asi el Mercedes-Benz V63 AMG VÄTH incorpora cambios para el motor que lo convierten en una alternativa  del masss potente C63 AMG Coupe Black Series. Iniciando con el propulsor V8 de 6.2 litros que recibe un compresor volumétrico, una nueva ECU con software integrado, un nuevo sistema de escape y a un revisado sistema de refrigeración.


Para disparar la potencia desde los 457 CV a unos impresionantes 680 CV. El par máximo, se sitúa en unos no menos importantes 840 Nm. Con lo que logra un 0 a 100 km/h en 4.0 segundos (mejora en medio segundo los registros del C63 AMG Coupe). Llevándolo hasta  una velocidad máxima de 335 km/h.


Prestaciones contenidas por medio de un nuevo equipo de frenos en el que VÄTH han optado por ofertas dealto rendimiento con discos de 380 mm. Por su lado, la suspensión es ahora regulables y consiguen reducir la altura de la carrocería al suelo entre 20 y 65 mm.

Para su estética se hace uso de la ligera fibra de carbono, dentro de un nuevo splitter inferior, un discreto alerón que corona la zaga y en un generoso difusor trasero que incorpora las dos salidas dobles de escape. Las “fascias” delantera y trasera también cuentan con leves modificaciones.


Los pasos de rueda se han ensanchado en 80 mm, para albergar unas ruedas de aleación ligera en medida de 20 pulgadas”, que montan neumáticos 255/20 R20 adelante y 295/25 R20 atrás. En el interior, más de lo mismo: nuevas terminaciones en fibra de carbono y madera dan un toque extra de deportividad a un habitáculo ya de por sí deportivo en su versión AMG.


El único inconveniente es que todo el paquete deportivo sale por 64,308.00 euros, una cifra que no incluye el Mercedes-Benz C63 AMG Coupe. Que si lo incluimos llegamos hasta los 145,408.00 euros aproximadamente. Tal vez un poco caro, si tenemos en cuenta que el C63 AMG Black Series debe rondar una cifra similar. Pero sin duda logrando un super-deportivo de altas prestaciones.

Pero esto continua confirmando que Alemania es un país donde los preparadores de alta gama siempre han tenido un peso muy importante, erigiéndose en muchas ocasiones como una muy seria alternativa a los modelos de fábrica de la marca en la que están especializados. Recordando Alpina que ofrece productos que no tienen nada que envidiar a los modelos desarrollados por BMW M GmbH, lo mismo que podría decirse de RUF respecto a Porsche o de Brabus respecto a Mercedes-Benz. Aunque no es tan conocida ahora VÄTH, poco a poco se está haciendo un nicho dentro del segmento como especialista para la marca Mercedes.

Publicado por:
Jesus Agustin